Nuestra Historia

No podemos empezar nuestra historia sin hablar de San Gimignano. Una ciudad de origen medieval, emplazada en las colinas de la Toscana que cuenta con una Patrona legendaria y una Heladería famosísima. Rodean la pequeña ciudad campos iluminados por la flor del azafrán. Gente de todo el mundo franquean sus murallas para visitarla. Es difícil que alguien se vaya de allí sin comprobar la veneración que sienten sus habitantes por su patrona, La Santa Fina, o sin probar las magistrales creaciones heladas del Maestro Sergio Dondoli.

La visita de San Gimignano resulta siempre inolvidable, aunque no se sabe bien si es por los tesoros que custodian sus murallas, sus torres sorprendentes o sus exquisitos helados.

Prueba en Madrid los Helados Campeones del Mundo

En cualquier caso, es allí donde comienza nuestra historia. En medio del confinamiento de 2020 empezamos a sentir lejos aquellos paisajes toscanos y mucha nostalgia por sus helados. Fue entonces que imaginamos tener un rincón de la bella Italia cerca nuestro y poder ofrecer sus exquisitos Gelati.

Nos pusimos “manos a la obra” y sumamos esfuerzos para que aquellos premiados helados del Maestro Dondoli pudieran también degustarse en Madrid. 

Muy cerca del Parque del Retiro encontramos un local encantador. Los Maestros Sergio Dondoli y Sergio Colalucci son sus padrinos.

¡Por fin estamos haciendo realidad nuestro sueño! Deseamos que La Dolce Fina sea un templo del sabor y del buen gusto en nuestra querida Madrid.

Logo flor la dolce fina

Contacta con nosotros

¡Síguenos en nuestras Redes Sociales!